De Hue a Hoi An

Por el río del Perfume

Tomamos el desayuno estándar de tortilla, tostadas y café en la terraza del hotel con vistas a Hue y luego contratamos en el hotel una excursión en barca por el río Perfume hasta la pagoda de Thon Dom por $2.

Nos vino a buscar un señor en moto, pero no para transportarnos sino para acompañarnos a pie hasta su barco, que estaba en el embarcadero bastante cerca del hotel. Allí estaba también su mujer embarazada. Parecía que el barco fuese también su casa ya que al fondo tenían la cocina y algunos enseres.

Nada más subir nos preguntaron lo que queríamos comer a bordo, pero le dijimos que no queríamos comer y que solo tomaríamos unas bebidas. No habían pasado ni diez minutos de viaje cuando la mujer del barquero desplegó su amplio muestrario de mantelitos, servilletas bordadas y marcalibros pintados a mano. Estábamos seguros de que algo nos iban a intentar vender durante la excursión, así que ni nos sorprendimos.

Tras una lenta travesía por el río llegamos a la pagoda. Ésta era un poco más alta y decorada que las que habíamos visto hasta ahora, a excepción de la del lago del Oeste en Hanoi. Era bastante bonita y también el templo budista que había en el recinto, muy limpio y cuidado. Se notaba que estaba en uso, hasta tuvimos que descalzarnos al entrar.

Hue. Pagoda de Thon DonHue. Río del Perfume

Con más tiempo se puede prolongar la excursión en barca hasta alguna de las tumbas de los emperadores que están a las afueras de Hue. Estas tumbas las construían en vida cada uno de ellos y son una muestra de sus logros. La más visitada por lo cercana es la de Tuc Do.

Nosotros no pudimos visitarlas ya que a la 1:30 teníamos que coger el autobús hacia Hoi An, así que después de visitar la pagoda dimos la vuelta hacia el embarcadero.

Comimos en un pequeño bar cerca del hotel aunque nada a destacar: los típicos rollitos, noodles, arroz y unas ensaladas de fruta fresca que entraron muy bien dado el calor que hacía.

Sorprendentemente el autobús llegó antes de la hora en vez de retrasarse como de costumbre y nos encontró todavía en la mesa. Aunque el viaje se hacía de día el bus que vino a recogernos fue un autobús-cama. Al estar casi vacío pude ponerme en un asiento distinto al del otro viaje y comprobar que efectivamente el que me había tocado la vez anterior era de los más pequeños. ¡Menuda diferencia!

Da Nang desde el bus

En el camino a Hoi An pasamos por la ciudad y puerto de Da Nang. Es la tercera mayor ciudad del país y por lo visto desde el autobús es la que más apariencia de modernidad tiene de las vistas hasta ahora. En el centro están reemplazando las manzanas de casas estrechas por rascacielos de cristal. En las afueras están construyendo unos pabellones deportivos de diseño vanguardista.

Desde Da Nang hasta Hoi An es una carretera que va bordeando la costa en paralelo a una larguísima playa de más de 30 km. Cerca de Da Nang están creciendo multitud de resorts y complejos hoteleros de las marcas más conocidas como Hyatt, Meridien o Crowne. Lo último que esperaría encontrar en un país comunista.

Hoi An, la ciudad más bonita

Llegamos a Hoi An tras 4:30 de viaje en el que recorrimos unos 110 km… O sea, a unos 30 km/h.

El bus nos dejó delante del hotel Green Field, donde nos esperaban un montón de cazaturistas de profesiones varias ofreciendo todo tipo de “chollos”. Esta vez hasta entraron al bus a ofrecernos sus hoteles/taxis/motos en nuestro mismísimo asiento. Miramos primero en el mismo Green Field donde nos pidieron $12 por la habitación, pero nos pareció muy viejo y la piscina pequeña y muy sucia así que no nos quedamos.

hotel_redA 100 metros estaba el Glory Hotel en un edificio con mucha mejor presencia. Las habitaciones eran muy grandes al estilo de un 4 estrellas español, decoradas sorprendentemente con muy buen gusto en estilo colonial. El baño era nuevo, de estilo más o menos japonés, con ducha separada y bañera. Como servicios adicionales tiene piscina, wifi gratis en todo el hotel, 4 ordenadores con Internet de uso libre en recepción, bicicletas gratis a nuestra disposición, transporte en furgoneta hasta la playa, fruta fresca el primer día (fre fru fo fri fer dei) y 2 botellines de agua por día. Regateando un poco nos lo bajaron a $45 con desayuno incluido. Dado el calor de este país pensamos que haríamos un buen uso de todos los servicios como así fue.

Para empezar nada más instalarnos nos dimos un baño en la piscina para refrescarnos del largo viaje.

La mejor ciudad de Vietnam

Salimos del hotel hacia el centro de Hoi An aunque nos equivocamos y anduvimos casi 2 km en sentido opuesto hacia la playa. Al darnos cuenta paramos un taxi que nos cobró 30.000 dongs hasta el centro. Sorprendentemente en Hoi An los taxis ponen directamente el taxímetro, que no parece trucado, los conductores están bien vestidos con corbata y los coches son bastante nuevos. Casi nos indigna el hecho de no tener que pelear con ellos 😛

El centro de Hoi An al lado del río es precioso por la noche, todos los bares tienen multitud de farolillos chinos de seda que dan un colorido espectacular al aseo. Además en el río hay unas estatuas iluminadas de animales que completan el conjunto.

Luces y farolillos de Hoi An

La mejor cena de Vietnam

restaurante_redBuscamos rápidamente restaurante ya que era bastante tarde, casi las 9. Muchos sitios estaban cerrando y nos fuimos hasta el Mermaid, recomendado en varios foros, donde nos avisaron que la cocina estaba a punto de cerrar.

De entrante pedimos Wonton, que es uno de los platos típicos de Hoi An. Es una especie de mezcla de verduras sobre un “dorito” grande, un plato de origen chino. Estaba riquísimo.

Como plato principal pedí chipirones rellenos de cerdo y verduras. Resultó una combinación absolutamente exquisita gracias a la salsa con la que estaba cocinado. Hacía tiempo que no probaba algo así.
Los platos que pidieron los demás estaban también deliciosos. Por ejemplo las gambas con salsa de tamarindo o el atún a la plancha con verduras. Fue la mejor cena hasta el momento en Vietnam, por lo rico y por lo variado del menú, que se salía del típico arroz y noodles. Como pero hay que decir que el servicio fue un tanto malo, cosa rara en este país.

Curiosidad vietnamita

curiosidades_redVelocidad de los transportes. El promedio de 30 km/h del viaje entre Hue y Hoi An no es nada inusual en los desplazamientos por carretera por lo que hemos visto y sufrido, así que vale tomarlo como referencia para calcular tiempos.

Entre Hanoi y la ciudad de Halong Bay tardamos 4 horas para 150 km. Entre Halong Bay y Ninh Binh 4 horas para 175 km. Entre Ninh Binh y Hue fueron 11 horas para 550 km.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s